2006 – 2009, un Campeonato más

En el 2006, de la mano del entrenador uruguayo Gerardo Pelusso, Alianza Lima logró el Torneo Apertura. Le sacó 5 puntos de diferencia a Sporting Cristal y 9 a Unión Huaral, sus rivales más complicados en esta primera etapa. En lo que respecta a goles, Alianza Lima logró anotar en 33 oportunidades y tuvo la portería menos vencida, resaltando la figura del arquero íntimo George Forsyth que sólo recibió 13 anotaciones. Su máximo goleador en la temporada fue Flavio Maestri. El «Tanque» anotó en total 13 goles, lo siguió Wilmer Aguirre con 10. Al final de la primera parte del año, restaba una fecha y Alianza mantenía la ventaja de un punto sobre Sporting Cristal. Con ese panorama llegó a la última fecha, en donde con un empate frente a Sport Boys le bastó para obtener el título. En la segunda mitad del año, todo pareció indicar que Alianza conseguiría el Clausura y por consiguiente, el campeonato nacional. Sin embargo, hubo una caída de rendimiento por parte del equipo y finalmente Cienciano se proclamó campeón, por lo que Alianza volvió a jugar un nuevo Play Off, tal como en el año del centenario, frente al cuadro incaico. Cienciano consiguió una victoria por la mínima diferencia en Cusco y Alianza lo derrotó 3:1 en Lima, lo que significó la corona número 22 en la historia del club.

Para la primera parte del año 2007 Alianza mantuvo el mismo Director Técnico. Gerardo Pelusso fue el encargado de guiar a los blanquiazules en el Torneo Apertura de aquel año. En el ámbito internacional, Alianza cumplió una pésima campaña en la Copa Libertadores. En el Apertura, pasaron las fechas y los resultados no eran los esperados. A esa altura ya era un rumor a voces la posible salida del entrenador uruguayo apenas terminara el torneo. El caso Roverano-Vera, terminó de hundir los intereses deportivos de Alianza en esa primera parte del año. Un descuido directivo de una deuda a estos dos jugadores que ascendió a los 90 mil dólares, causó una sanción al club que consistió en el quite de cuatro puntos en la tabla, esfumando así, toda aspiración de ganar el campeonato. De esa manera, el equipo blanquiazul nunca encontró el rumbo y terminó sexto al finalizar el Apertura. Al comenzar la segunda parte del año se confirmó la ida de Gerardo Pelusso del club victoriano y se contrató a otro uruguayo, Diego Aguirre. No fue muy distinta la campaña de Alianza en el Torneo Clausura. El entrenador no conocía el medio local y una serie de resultados insostenibles se encargaron de su rápida salida del club íntimo. El chileno Miguel Ángel Arrué fue nombrado por segunda vez en la historia del club Director Técnico del primer equipo. Consiguió muy buenos resultados apenas llegó al club, sacando al equipo del fondo de la tabla hasta ponerlo en una posición expectante. Lamentablemente para sus intereses, Alianza terminó cuarto por diferencia de goles con Cienciano que terminó tercero. En resumen el 2007 fue un mal año para Alianza, ya que no logró el campeonato nacional ni llegó a alcanzar puestos de Copa Libertadores de América ni de Copa Sudamericana.

Durante el 2008, Alianza Lima contó con tres entrenadores. Miguel Ángel Arrué siguió dirigiendo al equipo íntimo tanto en la pretemporada como en los primeros partidos del Torneo Apertura. No obstante, por el bajo rendimiento y los magros resultados (antepenúltima posición con 9 puntos en ocho encuentros disputados), fue cesado del cargo el 30 de marzo. Su reemplazante, de forma interina, fue el exjugador y capitán aliancista José Soto Gómez. Los malos resultados continuaron bajo su dirección técnica, lo que desembarcó en la contratación del entrenador venezolano Richard Páez, quien dirigió a los blanquiazules hasta la fecha 23 del Torneo Clausura. Alianza se encontraba en puestos de descenso, y las últimas fechas sirvieron para definir la suerte del elenco victoriano. Ante un pedido de la dirigencia, José Soto decidió volver a dirigir a Alianza Lima en el tramo final del torneo, donde el único objetivo era salvar la categoría, dado que los puestos de copas internacionales eran una realidad ya lejana. Finalmente, luego de importantes victorias ante José Gálvez y Sporting Cristal en el estadio de Matute, Alianza logró la permanencia en la penúltima fecha, pues Sport Ancash empató 2:2 con Atlético Minero, resultado que le permitió continuar en Primera División.

El formato del campeonato peruano sufrió variantes significativas en el 2009. El número de equipos participantes aumentó a 16 y la primera parte del torneo constó de 30 fechas en enfrentamiento directo ida y vuelta. Luego, al llegar a la segunda parte del campeonato, los equipos fueron separados en dos grupos de ocho según su posición final: los que terminaron en las posiciones pares fueron a un grupo y los impares a otro. En estos grupos el puntaje no volvió a cero; cada equipo empezó con el puntaje hecho en la fase regular. Así, los líderes de ambos grupos disputaron el Título Nacional en dos Play Offs. Al llegar a dicha instancia, Alianza sólo logró el subcampeonato, pues cayó como visitante por 1:0 en el partido de vuelta frente a Universitario (previo 0:1 en la ida). A diferencia de las dos campañas anteriores, el equipo aliancista clasificó a la Copa Libertadores al ganar su grupo respectivo. Durante toda la temporada, Alianza estuvo bajo la dirección técnica de Gustavo Costas.

Deja una respuesta

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s